domingo, 30 de noviembre de 2008

Tarde de Derbies y demás (I)

La satisfacción de un aficionado al salir de un partido ganado de su equipo ante el máximo rival histórico es perfecta. Puede irle mal el fin de semana, pero es más que probable que después de ver esta clase de victoria se vaya bien contento a casa, sin reprochar nada a nadie y celebrándolo como nunca. Depende del lugar en donde se celebra el Derby hay varias formas de celebrarlo: En Inglaterra, visita obligada a los pubs afines para saborear la victoria, en Italia, llamadas a los amigos y murmuraciones del tipo "Gésu Bambino", y en Alemania, que no escasee la cerveza.

De la última forma debieron de celebrarlo los seguidores del Bayern de Múnich después de que su equipo se impusiera al máximo rival en la Historia del fútbol alemán, el Bayer Leverkusen. Sin jugar un gran partido los pupilos de Labbadia, el equipo visitante acaparó la posesión para no dejar jugar a los locales, y le dio todo el tiempo posible a Ribery para inventarse algo. Hasta que el francés diera en el clavo, estaban Ottl y Zé Roberto en el mediocampo frenando los intentos de sacar la pelota jugada del Leverkusen. Mientras Franck intentaba abrir la lata, Zé Roberto cogía el toro por los cuernos y mandaba un centro perfecto a la cabeza del siempre alerta Luca Toni. Como podréis imaginar, acabó dentro de la portería. El Leverkusen si ideas y Ribery con más margen de movimientos. Y para que no se volviera el partido loco al final, el francés fijó a dos contrarios y mandó un pase al milímetro para que Klose la cogiera y con un disparo ajustado batiera a Adler. 0-2 y sobre el Bay Arena volvía a asomar la sombra de Neverkusen.

Media hora después de que acabara ese partido empezaba en tierras otomanas otro derby, esta vez entre dos equipos de la misma ciudad y los dos siendo históricos. Fenerbahçe-Besiktas. Espectacular. De los mejores partidos de la tarde si no el mejor. Los locales empezaron tímidos en ataque y eso lo aprovechó el Besiktas. Jugadas por banda (qué débiles son los laterales del equipo de Luis) y llegadas desde atrás ponían el miedo en el cuerpo a los seguidores del equipo local. Pero a pesar de las constantes llegadas del Besiktas, el Fenerbahçe consiguió un córner. Se lanza al primer palo, Rustu sale a lo loco y... Gol. Selçuk Sahin remató justo antes de que llegara Rustu y puso por delante a su equipo. Diez minutos después Rustu la envía arriba, leve toque de Delgado que la deja para Bobo, que llega en carrera, la manda rasa al área de penalty y Nobre se la cuela a Demirel. Empate. Alegría en las gradas visitantes. Pero justo seis minutos después, Volkan le devolvía el recado a Rustu. Pase en largo de Volkan, despiste de la defensa del Besiktas, le cae a Güiza que llega al pico del área, mira la portería, ve a Rustu en el área de penalty y ¿qué hace? Vaselina. Golazo. Celebración como si lo hiciera todos los días. Las vallas del Sukru Sarakoglu a punto de estallar. Aún así, el Besiktas no perdió la cara al partido y siguió luchando con un gran Delgado, pero no tuvieron suerte. Tres puntos más para el Fenerbahçe y ya se coloca cuarto. ¿Quién dijo crisis?

¿Más? Pues que a Keane se le está empezando a cuestionar al mando de Sunderland después de la derrota de ayer, que el Rapid de Viena quiere volver a ser campeón en Austria y ayer marcó 8, que el PSV empató in extremis en los últimos minutos y que la Juventus está callada, pero en los puestos de cabeza. ¡Ah, sí! El Hoffenheim volvió a ganar y sigue líder, pero esto ya tendría que ser habitual ¿no?

5 comentarios:

Sergio Santomé dijo...

Veo que no soy el único que disfrutó ayer viendo el Fenerbahçe-Besiktas.
La verdad es que el Fenerbahçe está empezando a sacar victorias (ya está en la zona alta) pero sigue jugando mal, solo que ahora comete menos errores defensivos.
Me encantó la apuesta del Besiktas, que con Delgado, Nobre y el talentoso Ozkan llevó la iniciativa, pero Rustu salió a por uvas y luego Güiza definió con gran calidad.
A los 25 minutos, 1-2 y el Besiktas perdiendo, cuando había propuesto más cosas que el Fenerbahçe. Luego Cisse se encargó de complicar más la cosa a los suyos, que en la 2ª parte bajaron físicamente.

Aun así, me quedo con las buenas sensaciones que me dejó el Besiktas. Delgado es sin duda el jugador más desequilibrante de la liga turca, junto a Alex, aunque el argentino está mucho mejor este año.

Un abrazo!

Sergio Santomé dijo...

Y hoy supongo que harás: "Tarde de Derbies y demás (II)"

Seguro que es interesante, porque el menú de hoy es delicioso. Yo ya estoy disfrutando viendo al Swansea, al que cada día veo con más opciones de meterse entre los 6 primeros.
De momento, está jugando un partido de libro ante el Cardiff.

Enric dijo...

Hola,
Los derbis siempre son partidos especiales.
El equipo de ribery, klose y Toni es superior al resto. Este viernes gran partido, pero mi favorito es el equipo de klinsmann.
A los equipos de Luis les cuesta arrancar, pero despues cogen buen ritmo. Le paso en la selección y le esta pasando ahora. Espero que tenga surte y que siga ascendiendo posiciones. Y que se clasifique para la Uefa.
La Juve es el único equipo que puede hacerle sombra al Inter. Los de Mourinho aburren en su juego, pero son eficaces y seguros en defensa.
saludos des de capocannoniere.blogspot.com

Cacau dijo...

Me alegro por el Fenerbache,haber is siguen sumando.
Lo del Hoffenheim no es noticia, que espectaculo.
El PSV empato y gracias po que menudo partidito izo.
La juve suma y sigue lucharan por el scudeto.

un saludo

Carlos Pérez dijo...

Gran artículo, y no sé por cuánto tiempo seguirá el Hoffenheim arriba... esto ya roza la ficción...

Saludos!